lunes, febrero 19, 2007

Chequeo anual I


Hoy, dia de chequeo anual, ginecológico, preventivo.
Primero mamografía,procedimiento horrendo que todas las mujeres mayores de 40 años conocen en carne propia. Este artefacto amenazante espera con la boca abierta a que lo alimenten con tus lolas. Una vez que te las atrapó te las aplasta una por una como para hacer hamburguesas, primero en sentido horizontal y después vertical. Cada vez que veo a mis queridas lolas en esa situación se me caen las lágrimas y pienso que el hijo de puta que inventó ese método de diagnóstico, cuando se vaya al infierno debería pasar 1000 años con los huevos apretados en una morsa.
Lo peor de todo es que HAY QUE HACERLO porque es uno de los pocos estudios que realmente detectan las cosas espantosas antes de que sea tarde, o más o menos antes.
No quisiera agregar a mis roles de Ketty de Pirolo y de Utilísima el de Tita Merello, pero de verdad pienso que hay que hacerlo y convenzo a mis pacientes para que lo hagan cada vez que sea necesario. Pero no podrán inventar un método menos perverso? Nada menos que las lolas, que son tan tiernas y tan sensibles, no tienen otra opción para mantenerse sanas que ser aplastadas de esa manera cruel?

10 comentarios:

Anónimo dijo...

Dear Ememe:yo estoy investigando un sistema mamografico nuevo.Las que lo quieran probar pueden pasar por casa cuando quieran.Es una onda:negocios y placer.Se entiende,no?
Cariños
A

Anónimo dijo...

Mil años con la hueveria en una morsa...es como too much...a veces te imagino montada en tacos infinitos y uniforme de cuero negro..me quiero comprar el ultimo de Mailer..hablando de alemanes locos..
Cariños
A

Anónimo dijo...

yo me hice una mamografía: las tetas como wafles (¿waffles? ¿guafles? ¡ostia, hostia, no sé cómo se escribe!)

Hipólita

Anónimo dijo...

Se dice:uafels.
Cariños
A

ememe dijo...

Dale, A., te cambio tu consulta por la mía: yo estoy haciendo un trabajo sobre biopsias de bolas. Cuando quieras.

Anónimo dijo...

Ememe:acepto tu propuesta!
Preparate para una biopsia prolongada...las mias tienen el tamaño de un balon de basket.Cada una.
Cariños
A

ememe dijo...

A.,
no me extraña.

Señorita Cosmo dijo...

Uno de mis grandes miedos a la hora de las mamografías era el de desmayarme y quedar colgando de una teta hasta que una amiga me dijo: "¡peor sería que se desmaye la radióloga con el dedo apoyado en el botón que baja el aparato!". Y tiene razón.

ememe dijo...

señorita cosmo,
qué dos imágenes atroces!
Nunca las había imaginado, pero ahora no voy a poder pensar en otra cosa cada vez que tenga que ponerle el pecho a la wafflera!

EmmaPeel dijo...

Pasé ya un par de veces por la tortura, y el waflero que utilizan donde voy es transparente.
Veo mi teta hecha paty y me da una pena!