lunes, enero 15, 2007

Ahora una chabomba


Domingo a las 12 de la noche, Jean Jaurés y Viamonte. Una chabomba muy baqueteada me asalta recordándome que aún no se ha podido confirmar ninguna de mis hipótesis acerca de las ropas abandonadas en la vía pública.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Acá no puedo dar ninguna pista. Mis amigas son alocadas pero no tanto como mis desesperados amigos (los posibles dueños del calzoncillo rojo)

carolain dijo...

creo que prefiero no saber de dónde vino esta chabomba...

EmmaPeel dijo...

Qué mensaje oculto se esconde entre tanta intimidad que se te devela así, en plena vía pública?

Crab dijo...

¿No nos estamos complicando demasiado?
Tengo esfínteres flojos. Me mojé en un estornudo, compré otra prenda interior, me la cambié en el baño del café, y tiré la vieja. (desvirtuadores abstenerse)

ememe dijo...

emmapeel,

no sólo se me devela a mí. Esas cosas están siempre ahí, en la calle. Basta con mirar bien y uno las ve.
No sé cuál es el mensaje oculto: de eso se trata el label Leyendas Urbanas.